Un astado protagonista en el último encierro de fiestas de Sangüesa

El sexto y último encierro de las fiestas de Sangüesa estuvo protagonizado por uno de los astados que se separó de la manada y realizó más de la mitad del recorrido en solitario, creando varios momentos de peligro y tensión entre los corredores. Los cuatro novillos-toros de la ganadería Emilio Galán Trilla (Salamanca), realizaron una carrera rápida. Al astado adelantado le seguían dos de sus hermanos y uno de ellos estuvo a punto de alcanzar a uno de los mozos al final del recorrido; el cuarto, llegó a la plaza acompañado de los mansos. Desde las Ambulancias Olmo no atendieron a nadie. El festejo de rejones que iba a tener lugar a la tarde se suspendió por la lluvia.


Publicado

en

,

por

Etiquetas:

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *